PARA HONRAR SIEMPRE HAY TIEMPO, HONREMOS AL DR. BONICA

Categorías:Articulos
padmin

Por Ignacio A. Alpizar M.D.P.A

Agradables y excelentes recuerdos que se hacinan en nuestra mente, como eternos presentes, ganados a través del diario vivir.  Asi puedo recordar que después de graduarme en la Facultad de Medicina en la Universidad de La Habana en 1959, se apoderá de mi el deseo de especializarme en alguna rama de esta facultad, y  asi fué que opté por aplicar a la especialidad de Anestesiología en el Hospital Universitario Calixto Garcia, donde fui aceptado en el programa de residencia de dicha especialidad.  Luego de terminado el programa fuí nombrado  al staff de dicho hospital, donde trabajé hasta el año 1963. Por razones irreconciliables con el sistema político que se estaba implantando, fui expulsado de este Hospital  y eso me dejó a merced de más represalias en mi contra por lo que tuve que trabajar de Anestesiólogo por más de cinco años en Santiago de Cuba, Manzanillo, Bayamo y por último Güines, hasta que al fin fui liberado y pude salir por  Camarioca en los vuelos de la libertad.